sábado, 11 de febrero de 2012

Administración de RRHH: ¿Estratégica?

Desde mi experiencia profesional he podido observar como muchas organizaciones, durante los primeros años de vida, y tras el pequeño salto que las convierte de pequeños emprendimientos a empresas competitivas del mercado, se ven enfrentadas a una realidad ineludible: su departamento de Recursos Humanos nunca fue considerado en la estructura y los problemas relativos al capital humano son resueltos por quien los sufre y padece, utilizando las herramientas de las posicion propia y el momento dado.

La cuestión de considerar la creación o al menos la necesidad de una departamento de Recursos Humanos para la propia empresa es, en muchos casos, claro ejemplo de que determinadas enfermedades se han presentado en la vida laboral de la empresa y desean ser subsanadas de manera reactiva.

Es aqui, en la reacción empresarial, en la gran tarea de voluntariado bomberil que caracteriza a nuestro emprendedor, que la planificación estratégica dentro del área de Recursos Humanos toma su verdadero valor: prevenir, anticipar, visionar.

Tomamemos, para su definición, las siguientes palabras: "La planeación de recursos humanos es el proceso de  anticipar y hacer previsiones ante el ingreso de personas a una organización, su estancia en ella y su salida de la misma.
Nuevamente, el mismo autor aclara la idea: "En conjunto, el propósito de  ambos tipos de planeación (la planeación estratégica y de recursos humanos), es ayudar a los gerentes a desplegar los recursos humanos de manera tan efectiva como sea posible, en el lugar y en el momento en que se les necesite, para lograr los objetivos de la organización. Por consiguiente, la administración estratégica de Recursos Humanos combina la planeación estratégica con la planeación de Recursos Humanos y puede ser considerada como el patrón de despliegues y actividades de Recursos Humanos que permiten a una organización lograr sus objetivos estratégicos."[1]

Ahora, la aplicación de la administración estraégica como una herramienta de nuestro recien creado o ideado departamento de Recursos Humanos no es una solución en si, sino, el camino que nos permitira llegar más preparados al desarrollo de otros mecanismos del área. De esta forma, la selección de personal, la evaluación del desempeño, la medición del clima entre otras acciones del departamento, se convertiran en herramientas de verdadero valor, aportando beneficios reales a la organización, permitiendonos caminar hacia la Visión organizacional más seguros y confiados.

Alvaro Irigoitia Romero



[1] Administración de Recursos Humanos. 14ª. Edición. George Bohlander y Scott Snell. Pagina 50.

viernes, 3 de febrero de 2012

Tú eres el candidato ideal

Muchas veces, cuando nos encontramos en la busqueda laboral entramos en un estado nervioso semi permanente, ya sea por las preguntas a responder, por nuestra presentación personal o porque simplemente nos cuesta enfrentarnos a este tipo de situaciones, y son estos nervios los que nos jugaran una mala pasada si no aprendemos a controlarlos.

En mi experiencia, para eliminar o disminuir el nivel de stress durante la búsqueda laboral, es necesario considerar las siguientes propuestas:

- Prepara tu cv cuidadosamente considerando cada posición a la que te postulas
- Informate sobre la empresa, su estado actual y sus perspectivas a futuro
- Si no conoces del todo el puesto a cubrir, investiga de que se trata, cuales son las tareas a realizar y que herramientas precisas manejar.
- Prepara un lista de posibles preguntas y respuestas, y practica las mismas con algún amigo.
- Deja listo la ropa que usaras, no querras ponerte a decidir 30 minutos antes de salir.
- Llega a horario
- Olvida tus preocupaciones, si te han llamado es porque les interesa conocer más sobre tí.
- Mientras estés en la entrevista, escucha a tu entrevistador con atención. Muchas veces los nervios no nos dejan oir las preguntas.
- Durante la conversación manten un ritmo de respiración.
- Deja que terminen de hacer las preguntas antes de comenzar a pensar en tu respuesta.
- Se respetuoso y amigable, pero no te excedas con abrazos o afectos innecesarios.
- Agradece por el tiempo del entrevistador, y si lo recuerdas, consulta cuando estarán tomando la decisión (si no responden, no insistas demasiado).

Espero que estos pequeños tips de sirvan para disminuir tu ritmo cardíaco a la hora de buscar un trabajo y de presentarte a entrevistas laborales!

Alvaro.